W-ARCHIVO-metrópoli

Comercio electrónico y consumidores modificaron comportamiento por pandemia

0

Diariosinsecretos.com

Puebla capital.- La temporada navideña siempre ha sido una época muy importante para todos los sectores sociales. Y en esta ocasión las empresas no se quieren quedar atrás, ya que esperan obtener altos niveles de ingresos y ventas.
En este 2020 los mexicanos y el resto del mundo van a celebrar la Navidad de una forma diferente, y la manera de comprar ahora los regalos y cosas para estas fiestas está cambiando radicalmente, señaló Juan Carlos Botello Osorio, director de las facultades de Logística de Negocios y Comercio y Estrategia Internacional de la UPAEP.
Juan Carlos Botello, acotó que los ingresos por comercio electrónico para este 2020 en México se estiman aproximadamente en alrededor de 19 mil millones de dólares, lo que significa un aumento importante de 5 mil millones de dólares con respecto a lo registrado en el 2019, en donde sobresale la compra de tecnología y entretenimiento que fue el sector que tuvo más ventas el año pasado y que en este año se van a superar dichas compras por la situación que se vive por la pandemia, ya que la gente se tuvo que equipar para trabajar desde su hogar.
Explicó que la penetración de las compras en línea se incrementó en cerca de un 40% y la mayoría de la gente utiliza estas plataformas que se pueden encontrar en las redes sociales con diferentes servicios y productos a nivel nacional e internacional y que seguirá creciendo.
También la gente ha modificado sus hábitos de consumo y principalmente la de comprar las necesidades y de cómo adquieren ahora los productos; se ha observado un incremento significativo del comercio electrónico para adquirir todos los elementos como servicios y productos que se van a utilizar en estas festividades navideñas, señaló el académico.
Agregó que aún con la pandemia del COVID-19 que se vive, no van a dejar de celebrar estas fiestas, ya que siempre habrá la reunión de los pequeños grupos que en este caso deberán extremar las medidas de seguridad y evitar contagiarse de este coronavirus.
Botello Osorio, manifestó que el comercio electrónico también cambió las formas de comprar y vender y las empresas tuvieron que adaptarse a los nuevos formatos comerciales que se presentan actualmente.
Indicó que el vender ahora en línea representa todo un reto, ya que en el caso de las empresas, deben administrar de manera eficiente su relación con los clientes, manejar las redes sociales y manejar diferentes ofertas, que sean atractivas para los usuarios y satisfacer las nuevas necesidades de consumo y diversificarse rápidamente en el mercado.
Reiteró que el administrar de manera eficiente las redes de logísticas con otras organizaciones y de cómo atender las exigencias de los clientes, y prueba de ello es el manejo efectivo de la plataforma electrónica con la que cuente la empresa que está ofreciendo sus productos o servicios, porque de esta manera estará reforzando sus diferentes cadenas de suministro con proveedores, con otras empresas y los clientes para entregar los productos y servicios que están demandando.
Apuntó que esta nueva manera de comprar y vender debido a las circunstancias tanto de la pandemia como del crecimiento natural de este tipo de servicios del internet, está exigiendo que las empresas estén bien preparadas para atender las demandas de los consumidores, en el campo tecnológico y capital humano.
Por lo tanto, manifestó que el gran reto de las empresas ahora es mejorar sus modelos de distribución y entrega de productos y servicios a los clientes en el menor tiempo posible.
Por su parte, Juan Agustín Tapia Alba, catedrático de las facultades de Logística de Negocios y de Comercio y Estrategia Internacional de la UPAEP, enfatizó que las ventas por comercio electrónico se han incrementado de manera importante y han desplazado la forma tradicional de comprar.
Dijo que la circunstancia actual de la pandemia está obligando a la gente a dejar de lado sus miedos y preocupaciones con respecto al uso del comercio electrónico y modificar los patrones de consumo.
En el caso de la época navideña dijo que hay que recordar que esta temporada se utiliza también para el lanzamiento de nuevos productos y es el momento idóneo para poner a prueba los procesos de distribución y logística de los productos y el acercamiento con los clientes.
Reiteró que la pandemia del coronavirus hizo que la gente y las empresas reaccionaran de manera extraordinaria, es decir, fuera de lo normal y el mundo en términos económicos y comerciales y logísticos debe estar pendiente a todas estas exigencias para establecer los mecanismos necesarios para dar respuesta a las exigencias de los clientes.
Por último, expresó que los negocios y empresas deben modificar sus cadenas de suministro y logística para hacer llegar sus productos y servicios, y el comercio electrónico ya no es el futuro, sino el presente que se está viviendo, y para ello es importante contar con gente capacitada en la logística de los negocios y con la tecnología apropiada para atender las demandas de consumo de las personas.

Diario Sin Secretos

You may also like