Inicio / Opinión / Espionaje montado une a la oposición

Espionaje montado une a la oposición

Política en Movimiento

Angélica Beltrán

La oposición política que representan PAN, y MC, que rompió su alianza tras la derrota del PAN en las pasadas elecciones, encontró un nuevo punto de unión este jueves en el Senado, cuando la fracción albiazul que coordina Mauricio Kuri, denunció el hallazgo de micrófonos –del año del caldo– en sus oficinas; con lo cual acusaron de espionaje a Morena, la bancada del partido en el gobierno.

A esta unión política se sumó increíblemente el PRI que coordina el hidalguense Miguel Ángel Osorio Chong. Y digo increíble, porque ha sido notoria la alianza política que el tricolor tiene con Morena desde antes de las elecciones presidenciales del año pasado; de ahí el mote del PRI-MOR, que sustituyó al PRI-AN de tiempos atrás.

El caso es que la oposición se fortaleció en el Senado este jueves tras la denuncia de espionaje contra la fracción de Morena, que coordina Ricardo Monreal.

El encontronazo entre una oposición fortalecida y los morenistas llevó incluso a la suspensión de la sesión, hasta que se deslinden responsabilidades y la autoridad judicial revise las instalaciones de la cámara alta y asegure a los senadores que no hay micrófonos ocultos en sus oficinas.

Lo curioso del caso es que el PRI que se ha encontrado cercano al partido en el gobierno, hoy se mostró como una real oposición. El cambio de actitud de dócil a crítico del partido en el poder es quizá respuesta a la cacería de brujas contra los priistas del gobierno de EPN, con quienes el gobierno federal no se ha otorgado pacto de impunidad.

Y peor a aún, se pronostica la caída de más ex funcionarios, entre cuyos nombres figura el del ex secretario de Gobernación, Osorio Chong, por el tema de la Estafa Maestra.

A la vez, Miguel Ángel Mancera, coordinador de la bancada del PRD, de apenas cuatro integrantes, también está en la mira. La aprehensión de funcionarios de su gabinete cuando fue jefe del gobierno capitalino, lo han mantenido muy nervioso. Hasta ha cambiado su apacible relación con la prensa, a una actitud despótica y cortante cuando se le cuestiona sobre la caía de funcionarios de su gobierno.

En fin, que como en política nada es casual, el tema de la denuncia por espionaje suscita ciertas suspicacias. Sobre todo por como se sucedieron las cosas. Se alteró la escena; la evidencia mostrada se antoja irrisoria, pues se trata de micrófonos obsoletos, pese a existir actualmente medios sofisticados de espionaje y porque los panistas permitieron el ingreso de la prensa a la zona en cuestión, después de haber sido alterada la escena.

De momento, Ricardo Monreal, el coordinador de los morenistas, consideró que “el que nada debe, nada teme”. Y respaldó que se levante una denuncia penal y se mantenga en suspensión la sesión ordinaria, hasta que se garantice la privacidad de los senadores.

Lo anterior, no niega la posibilidad real de espionaje en el ámbito político. Es más, sería ingenuo pensar que no existe; pero nadie denuncia, porque todos lo practican; y una denuncia al respecto, busca en la práctica política una reacción mediática más que hacer valer las leyes mexicanas del derecho a la privacidad.

Noticias México

Puede Interesarte

Estudiantes en casa: abrumados y aislados

SIN LÍMITES Por Raúl Torres Salmerón   *La nueva realidad de las escuelas en el …